El Salvador debe seguir estando al lado de la mayoría absoluta de los países del mundo, defendiendo las normas de las relaciones internacionales y la tendencia de esta era histórica”, así reaccionó la Embajada de la República Popular China a las declaraciones hechas por el presidente electo, Nayib Bukele, en The Heritage Foundation, en donde afirmó que no ha tomado una decisión sobre la continuidad de dichas relaciones pero les demandó “respeto” para poder continuar esa apertura.

“China nunca ha hecho nada para amenazar e intimidar a otros países. Siendo un país pionero en abogar por los Cinco Principios de Coexistencia Pacífica, China nunca busca intervenciones en asuntos internos, sino siempre abre y desarrolla relaciones diplomáticas con todos los países, tal como el caso de El Salvador, adhiriéndose a los principios de respeto mutuo, trato igualitario, beneficio recíproco y desarrollo compartido”, enfatizó la Embajada este 14 de marzo en un comunicado.

El presidente electo participó ayer en un foro con esa fundación de Estados Unidos y realizó esas declaraciones luego que una asistente le preguntara por la relación con China y Taiwán.

“Queremos una relación con China basada en respeto, pero en este momento no lo hemos visto de su parte, así que estudiamos esa decisión”, señaló.

Bukele fue más allá y expresó que China “no respeta las reglas, no respetan las reglas del comercio, hacen proyectos que no son viables y dejan a los países con enormes préstamos que no se pueden pagar y usan eso como apalancamiento financiero”. “Ellos manipulan su divisa y luego quieren que uno respete su manipulación de la divisa”, agregó.

Le puede interesar: Vea aquí el discurso completo de Nayib Bukele en The Heritage Foundation

Ante esto, el gigante asiático expresó que la cooperación no será ninguna “trampa de la deuda” sino “un pastel en beneficio a ambos pueblos”.

“No será una herramienta geopolítica sino una oportunidad para el desarrollo compartido. Al promover las relaciones bilaterales, la parte China siempre ha respetado plenamente las voluntades de la parte salvadoreña”, afirmó.

Pese a esto, China se mostró confiada a que Nayib Bukele, que toma posesión de la presidencia el 1 de junio, “con su valentía y coraje de un gran líder joven, tomará una decisión acertada” sobre las relaciones diplomáticas.

El Salvador rompió relaciones con Taiwán el 20 de agosto de 2018 y un día después las estableció con China Popular, pero esta acción fue bastante criticado por muchos, pues argumentan que no se hizo “transparentemente”.

“El tiempo y la historia demostrarán que la apertura de relaciones diplomáticas con China corresponde plenamente a los intereses fundamentales y de largo plazo de El Salvador y su pueblo (…). La parte China está dispuesta a enviar en cualquier momento una delegaciones de diversos sectores a visitar El Salvador, para explorar con la parte salvadoreña las cooperaciones concretas”, concluyó la Embajada.

Te puede interesar