La Policía Nacional Civil (PNC) adquirió un lote de cinco fusiles Colt LE 901 para la Unidad Táctica Especializada Policial (UTEP) o mejor conocidos como “Jaguares”.

Lea también: Niña se quemó el rostro con pólvora, sus padres intentaron ocultarlo y mira que pasó

Se trata de un equipo táctico considerado para uso de francotiradores, adecuado para acciones críticas y de alto riesgo como toma de rehenes, procedimientos de liberación de personas secuestradas, el combate al terrorismo, entre otros casos.

La nueva dotación de armas especializadas proveerá mayores capacidades de combate al momento de enfrentamiento con delincuentes, especialmente con estructuras de maras que operan a nivel nacional.

La carabina semiautomática modular Colt LE901 es un desarrollo reciente de la empresa americana Colt.

Tiene una opción de calibre 7,62 mm de largo alcance y mayor eficiencia de terminal a costa de mayor peso, más pronunciado retroceso y menos capacidad de municiones, entre 10 o 20 cartuchos.